Terminal de Valencia presenta un 60% menos de pasajeros
Connect with us

Carabobo

Terminal de Valencia presenta un 60% menos de pasajeros en esta Navidad

Publicado

on

Terminal de Valencia - ACN
Foto: Luis Natera
Compartir
  • 5
    Shares

No parece que haber llegado la temporada navideña en el Terminal de Valencia, no se evidencia la típica gran afluencia de pasajeros que para finales de año solía haber. Este 2017 ha sido complicado tanto para usuarios como para los chóferes de las rutas.

En el también conocido Big Low Center, la situación país ha tocado la puerta, la concurrencia de pasajeros ha disminuido en un 60% en comparación con años anteriores, así lo reconoció Américo Villegas, conductor de la Unión 23 de Enero que realiza viajes a la capital venezolana.

Esta merma de viajeros en el terminal, Villegas se la atribuye a la inflación, «no podemos mantener las unidades , todo está demasiado caro, se nos dificulta la compra del aceite y los cauchos».

Terminal de Valencia -ACN

Américo Villegas, conductor de la Unión 23 de Enero. Foto: Luis Natera

Son pocos los autobuses que están operativos, para poder realizar el servicio completo del cambio de aceite deben trabajar una semana, en el caso de los cauchos la situación empeora, «eso está imposible, hay que quitar prestado por aquí y por allá, toca trampear, porque comprarlos como antes es imposible».

Según Villegas, un caucho para autobús tipo Encava puede llegar a costar 25 millones de bolívares.

Más de 3 horas de espera

A pesar de baja presencia de pasajeros, las colas no dejan estar presentes en el Terminal de Valencia, esto se debe a la larga espera que deben realizar para poder abordar una unidad de transporte.

Para el conductor de la línea 23 de Enero, Alirio Villegas, le resulta tedioso tener que esperar hasta que estén todos los puestos ocupados para poder salir a su destino. «Antes no descansábamos, eso era llegando y saliendo de una vez, ahora toca esperar bastante para salir», agregando que en ocasiones la espera puede superar las 3 horas.

En este sentido, María Zapata, usuaria con destino hacia el estado Cojedes, asegura comprender el problema que atraviesan los conductores y las razones por las que hay pocos buses, «sabemos que hay pocas unidades, porque no hay aceite, existe la escasez de combustible, por eso se hacen largas colas y nos toca esperar 2 o 3 horas».

Escasez de efectivo

En el Terminal de Valencia la mayoría de los autobuses pertenecen a cooperativas que no cuentan con una oficina dentro del recinto, y las pocas que existen -con destinos largos al interior del país- no tienen el servicio de punto de venta, siendo una de las mayores complicaciones para poder viajar fuera de la capital carabobeña.

Terminal de Valencia - ACN

María Zapata, usuaria que esperaba viajar hasta San Carlos. Foto: Luis Natera

Así lo lamentó María Zapata, quien se disponía tomar un autobús hacia San Carlos, «el efectivo que están dando es al 20 o 30 por ciento, no hay conciencia para eso, y más cuando una necesita del efectivo, sin el efectivo uno no puede hacer sus cosas, no todo el mundo tiene punto ni recibe transferencia».

Un pasaje para Caracas, uno de los destinos más solicitado, vale 15.000 bolívares en los autobuses que no pertenecen a una linea, en el caso de los ejecutivos, el valor del pasaje puede superar los 25.000 bolívares, según Alirio Salcedo, vendedor de pasajes.

«Un autobús de los que bajan a Caracas tienen 46 puestos, pero ahora nos vamos con 20 o 30 pasajeros, el pasaje ya está en 15.000 bolívares y a esto se le suma la falta de efectivo, eso complica todo».

También puede leer: Peajes en Carabobo estarían listos para 2018

Salcedo reiteró que ha bajado la cantidad de pasajeros en esta Navidad,  «antes se podía bajar a Caracas cuatro veces, ahora si acaso dos, «esto está caótico», expresó.

En cuanto al operativo navideño realizado por las autoridades regionales y municipales, el otorgamiento de los permisos y las inspecciones se mantiene con normalidad, «lo único malo es que no hay pasajeros, y sin efectivo la gente se cohíbe de viajar», finalizó Salcedo.

Redacción: Luis Natera @Luijo02

ACN

Carabobo

Niños en Teodoro Gubaira presentan alergia por desbordamiento de cloacas

Publicado

on

Compartir

Las fallas en los servicios públicos se siguen agravando en la entidad carabobeña, el colapso de las aguas servidas y la falta de atención de Hidrocentro, ente encargado del agua en esa región, afecta la salud de los carabobeños.

 

 

En la comunidad Teodoro Gubaira en la parroquia Santa Rosa de Valencia, los niños son los primeros afectados por el desbordamiento de aguas servidas en más de seis calles de esa comunidad. Ya se evidencia en la piel de los pequeños las consecuencias de vivir con las infecciones que producen las aguas cloacales que por más de 20 años les han afectado a los habitantes del sector.

 

Iris Sosa vecina del lugar acotó que ha aumentado la cantidad de personas enfermas debido a la contaminación, contó que su esposo se complicó con Hepatitis A y murió, aseguró que hay más de 20 casos de personas con Hepatitis en la comunidad en la que viven aproximadamente 600 familias. «Los niños tiene roncha, hay mal olor, no tenemos vida, da pena invitar a alguien porque mira los frentes cómo están llenos de agua servida«.

 

Delxy Bracho también habitante del lugar y con su hija en brazos relató que su hija se ha enfermado, aseveró que ya no la saca a jugar a la calle para evitar. Mientras que Marina Gutiérrez destacó que el agua ingresa a las viviendas «hemos ido a las autoridades y bueno, también los pediatras nos han dicho que todo esto se debe a las aguas servidas«.

Los vecinos aseguraron que han perdido su calidad de vida al no poder sentarse en la entrada de su casa debido al mal olor.

 

Señalaron que tampoco cuentan con alumbrado público y el servicio de distribución de agua potable les llega algunos días de la semana.

Seguir Leyendo

Candy Crazy

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído