Artículo de Cristian Silva: Sucre va por el cambio - ACN
Connect with us

Opinión

Artículo de Cristian Silva: Sucre va por el cambio

Publicado

on

Cristian Silva
Compartir

El espacio territorial ubicado en la región norte costera de Venezuela bautizado por el Almirante Cristóbal Colón como una Tierra de Gracia, y posteriormente servir de cuna al patriota latinoamericano más importante después de Simón Bolívar, se encuentra ante la oportunidad histórica de despegar hacia el encuentro de un futuro lleno de certeza y esperanza.

En el estado Sucre, como en las demás regiones venezolanas, la economía se encuentra contra el suelo. Dos centrales azucareros paralizados y destruidos, tres aeropuertos sin aviones y sin vuelos (solo en Cumaná hay un vuelo semanal a Caracas), siete puertos pesqueros en la miseria, entre ellos el de Güiria, de gran actividad en tiempos de democracia y hoy ocupado y destruido por PDVSA. Ahora no es pesquero ni tampoco petrolero.

Miseria, emigración, pobreza, desabastecimiento y deterioro general del nivel de vida de la población es el denominador común en la tierra natal del Gran Mariscal de Ayacucho.

A esto se suma el gran drama nacional: vivimos en el país donde es necesario preguntar si hay pan en la panadería, medicina en la farmacia y cuánto dinero podemos sacar del banco. Es como preguntarle a un vendedor ambulante sonando la campanita de su carrito, ¿heladero, estás vendiendo helados?

Así dicen en el mundo de nosotros, somos “el hazme reír del universo”. El rico país minero ya no vende hidrocarburos; ahora exporta y comercializa miseria, igual que Cuba, esa pequeña nación  caribeña a la cual regalamos 100.000 barriles diarios de petróleo y además le pagamos en dólares  -no en yuanes-  por mantener una fuerza militar invasora encubierta no menor a 100.000 hombres; armados y entrenados para reprimir y asesinar  la población con el fin de eternizar en el poder el parapeto ladrón llamado socialismo del siglo XXI.

Es esa la razón por la cual hombres y mujeres de esta entidad federal con vocación democrática nos hemos agrupado en torno a la candidatura de Robert Alcalá a la gobernación. Y no es que creamos sea un mesías y los problemas se acabarán con su llegada a la primera magistratura de Sucre.

Es apenas el comienzo, es necesario nadar enérgicamente contracorriente para empezar a conquistar espacios  en este absolutismo dictatorial comunista.

Los enemigos traidores y empobrecedores de la patria, todavía dominarán la Presidencia de la República, Consejos Legislativos, Alcaldías, Concejos Municipales, porque a los Consejos Comunales, Comunas, UBCHS y otras formas de organización comunista debemos eliminarlas. No son compatibles con nuestra vocación ni nuestra Constitución, tradicional y cívicamente democrática.

Necesitamos abrirnos paso en el oscurantismo madurista-cabellista para reencontrarnos con la Venezuela que  nunca permitirá  que sus hijos trabajen en quehaceres serviles en el exterior, cuando bien pueden desarrollar sus talentos en nuestra patria. Por ello, la libertad nacional se escribe con tu voto el próximo 15 de octubre.

Cristian Silva

Secretario general

Unidad Visión Venezuela Sucre

[email protected]

www.visionvenezuela.com.ve

Twitter:@visionvenezuela

Auto Europe Car Rental
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Opinión

Libano y Venezuela tan lejos y tan cerca

Publicado

on

Compartir

Líbano y Venezuela: tan lejos y tan cerca: Por Luis Velázquez Alvaray.-

A pesar de la distancia geográfica 10.739 km entre Venezuela y Líbano; el terrorismo no tiene parámetros y es capaz de instalarse en cualquier parte;  y victimizar poblaciones completas, bajo el hilo ensordecedor de la violencia.

La explosión de 2750 toneladas de amonio no es casual. En los países que padecen este horror, cualquier cosa es posible.



Son culturas totalmente distintas, pero se cruzan en el quehacer analítico muchas similitudes. El Líbano fue un país modelo para las democracias del mundo. Con instituciones fortalecidas en medio de problemas, pero superables cuando se apalancaban procesos democráticos; como sucedió en ambos países, en aquellos años de respiro libertario.

Cien mil niños desaparecidos en Libano

Contaron con recursos para diseñar un gran futuro.  Hoy el Líbano y Venezuela, empujan a la muerte;  a miles de menores de edad, que son desplazados a vivir en condiciones infrahumanas. Valga un ejemplo: durante la reciente explosión;  han desaparecido mas de cien mil niños y millones han quedado sin hogar.

En Venezuela durante la explosión castrochavista la tasa de desnutrición infantil alcanza el 75%, 1.7 millones menos de niños en edad escolar, 4 millones de niños que se le niega la escuela, desnutrición infantil crónica. Allá fue el amonio y la violencia. Aquí la destrucción de los nuevos colonizadores comunistas.

Ambos países edificaron centros sanitarios para atender a sus respectivas poblaciones, hoy todas las estructuras hospitalarias están destruidas. Han preferido armar tropas de bandoleros, que entregar salud a la población; igual con los sistemas educativos en ruinas, generadas por ideologías que solo les alimenta la violencia y que no les interesan que las mayorías se eduquen como sucedió en el pasado, abriendo paso a una floreciente clase media, que calibró positivamente el desarrollo de la sociedad.

Poseían aparatos productivos autosuficientes, hoy están azotados por la violencia política y el narcotráfico, no tienen capacidad ni para importar alimentos, ni productos básicos de subsistencia. Unido al colapso económico, coinciden en el caótico proceder ante la pandemia, que cobra mayores víctimas, cuando no hay alimentos, viviendas, agua, combustible.

Una crisis dentro de otra crisis

Es como se ha señalado: “una crisis dentro de otra crisis”. Un infierno. La sociedad libanesa está exhausta tras varios meses de represión gubernamental contra la Juventud beiruti. Otra extraña coincidencia: Venezuela vive la más profunda y selectiva represión de su historia. Al mando de grupos paramilitares del eje totalitario. Se tortura, se asesina y se encarcelan políticos y militares, sin respeto alguno a los derechos humanos. Víctimas de la ferocidad cubana y militares comprados con el dinero de la droga, cometen los más horribles crímenes de lesa humanidad.

El Líbano y Venezuela se han convertido en un polvorín, y allí se destaca la coincidencia mayor. En ambos Estados fallidos actúa sin ningún límite el grupo forajido más peligroso del mundo: Hezbolá.

Son ellos los que ordenan. No es de extrañar que cargamentos de nitrato de amonio estén en Venezuela, ya que las 2.700 de la explosión pertenecen a personas vinculadas a esta banda. Se han decomisado toneladas en Alemania, Reino Unido, destinadas a operaciones violentas, ya que es un explosivo de gran volatilidad. Con sus operaciones en Venezuela está en peligro toda la región, como sucede en el Líbano contra Israel y otros países acechados por Irán, quien realmente es la columna vertebral de este paraejército mundial.

Amenaza colonial en perspectiva

En el Líbano, tienen ministros, en Venezuela también. Tienen corredores aéreos con Irán para transportar armamentos y explosivos. Poseen gran fortaleza financiera con la organización Estatal traficando drogas y realizando saqueos en todo el mundo.

¿Cómo pueden el Líbano y Venezuela librarse de estas estructuras criminales, si controlan el aparato estatal y son protegidos por la república islámica de Irán, que unifica además a los grupos guerrilleros, a los cubanos, a los rusos, a los chinos y a todos los insurrectos nostálgicos que han conseguido su campo de operación?

Sí el mundo democrático no interviene con su poderío militar, vendrán nuevas colonias. En la mira próxima: Colombia, Chile y el resto de democracias.

Ya lograron apresar al paladín de la lucha por la libertad en Colombia, Presidente Uribe Vélez; sacaron a 5 millones de venezolanos, destruyeron a Chile y en general arrinconan a los demócratas. Ojalá mañana no sea tarde.

ACN/lva

No deje de leer: Tapabocas que SI funcionan

Seguir Leyendo
Auto Europe Car Rental

Clx Latin

Facebook

Carabobo

Auto Europe Car Rental

Sucesos

Lo más leído