Artículo de @josegbricenot: Artimañas del narcorégimen. La saga continúa - ACN
Connect with us

Opinión

Artículo de @josegbricenot: Artimañas del narcorégimen. La saga continúa

Publicado

on

jose briceño - acn
Compartir

El diálogo, las elecciones regionales y todas las seudo propuestas de diálogo del gobierno son simplemente trampas cazabobos para ganar tiempo y seguir aferrados al poder y a la manguangua. Es definitivamente un episodio más de la saga titulada “Como violar las leyes y destruir a la nación más rica de América sin Compasión”, en esta entrega de esa espantosa epopeya donde el héroe es el pueblo venezolano, los ignominiosos gobernantes de nuestra patria apuestan esta vez a la pulverización de los escombros de Venezuela. En un país donde los niños desde el nacimiento están condenados al abandono, al hambre, a las peores calamidades que jamás imaginamos y ellos solo se ocupan de idear atrocidades para perpetuarse en el manejo a su antojo de la mina de oro más grande que pueda existir.

Desde su convocatoria, la Asamblea Nacional Constituyente ha sido cuestionada por gran parte del planeta. Con su juramentación, ha quedado materializado el estado totalitario en que se ha convertido Venezuela y concretada la dictadura y la ausencia del estado de Derecho. La ANC ha ido poco a poco asumiendo funciones de gobierno, ha usurpado las competencias del ejecutivo, las de la legítima Asamblea Nacional e incluso las de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia. Pero con esta nueva petición de Nicolás Maduro, que los gobernadores a elegirse en el mes de octubre deben juramentarse ante un poder (espúreo sin duda), hemos pasado a desconocer de manera explícita el estado federal forjado desde la época de los Libertadores.

Desde el nacimiento de la República, Venezuela se ha definido como un estado federal y como tal, tiene 3 niveles de poder (nacional, estadal y municipal), cada entidad federal cuenta con su propia constitución y su propio poder legislativo (Asambleas Legislativas de los estados) ante cuyas autoridades, los gobernadores juran cumplir y hacer cumplir las leyes nacionales y estadales. Pero, este gobierno que no respeta ni los principios que movieron a los libertadores a luchar por la independencia, pretenden pasarlo por alto imponiendo su autoridad con un “o lo haces o te destituyo”.

Como vengo señalando en columnas anteriores, la Asamblea Nacional Constituyente ha sido desconocida por la gran mayoría de la comunidad internacional y por la inmensa mayoría del pueblo venezolano. Espero como venezolano, que los nuevos gobernadores entiendan el rol que les corresponderá dentro de la historia por la defensa de la Constitución de 1999 que se encuentra más vigente que nunca y solo se subordinen al imperio de la ley y no de parcialidad política alguna. No habrá excusa, ni pacto de gobernabilidad que expíe la culpa de traición a la patria de aquellos que cometan la barbaridad de reconocer ese adefesio jurídico cubano que nos somete y subyuga al capricho de las cúpulas narcorevolucionarias.

La propuesta electoral fue una trampa de miel en la que quedamos enganchados los demócratas respetuosos de la constitución y la democracia. Cierto es que los comicios están plagados de arbitrariedades, la ausencia de cronograma, las dificultades para postularse o sustituir candidatos son prueba de la poca voluntad electoral del gobierno. Sin embargo, participar es un deber y un derecho ciudadano pero no me queda la menor duda que después del 15 de octubre se agudizará aún más la violación de los DD HH, se exacerbarán las inhabilitaciones, habrá nuevos perseguidos y presos políticos y por supuesto, nuevos regímenes de gobierno paralelos en cada estado donde triunfe la oposición. Todas estas marramucias ya tienen la trampa hecha, lo sabemos, pero al final la emboscada los arrincona a ellos ya que es una legitimación más la que lograremos, es una ratificación de que somos mayoría, de que queremos cambios y eso es lo que a la larga ha activado la genuina preocupación de las instancias internacionales que no desmayan en darnos herramientas para la libertad. Sus risas nerviosas y chistes malos cuanto aparecen Estados Unidos de América, Canadá, la Comunidad Europea bloqueándolos, restringiéndoles sus movimientos y prohibiendo al mundo que negocie con ellos, realmente se traduce tras bastidores en corredera a traspasar bienes, a cambiar de testaferros y a mudar su corrupción quien sabe a dónde. Por esto sigue valiendo el esfuerzo continuar legitimando nuestra rabia y obteniendo el máximo de representación en las gobernaciones próximamente.

Sin ser pitoniso, veo muy claro el objetivo del gobierno: doblegar a la oposición al reconocimiento de su autoridad para desmontar las sanciones internacionales que ya les afectan de manera personal y directa a los cogollos y sus familiares. Una vez logrado su objetivo, posicionando ante el mundo la Asamblea Nacional Constituyente, estaremos padeciendo los rigores de ese mecanismo pernicioso que restringe de forma arbitraria los derechos políticos de la disidencia, la inhibición en la participación de los asuntos de interés público y a utilización de la sanción penal con fines personalista que ya se están viendo con las actuaciones del Fiscal General de facto Tarek William Saab.

A los venezolanos les pido que salgan a votar con conciencia, por candidatos cuya moral sea a prueba de dólares y a los gobernadores que sean electos por la oposición venezolana, les aconsejo unirse, desde el primer día, junto al pueblo para que el narcorregimen no pueda doblegar sus espíritus. Sus cargos están blindados por el poder supremo del pueblo elector y si el gobierno o sus brazos ejecutores llegarán a destituirlos o ponerlos presos, estaríamos ante la inminente caída del régimen.

El pueblo no está en sus casas porque haya aceptado las imposiciones el pueblo está esperando que los actores llamados a tomar decisiones tomen las riendas del proceso para apoyarlos, junto a la comunidad internacional en el camino al cambio definitivo y al rescate de la Venezuela que todos nos merecemos.

En Venezuela cada decisión es vital, los actores políticos deben tener mano de cirujano pues un error puede costar la vida de muchos conciudadanos. Soy de los que creo que esos narcobandoleros no le pararán a las sanciones internacionales y mucho menos al diálogo. Su único objetivo es alargar el período de Nicolás Maduro e imponer el sistema comunista cubano a través de su Asamblea Nacional Constituyente. Malandro no tiene palabra y a la comunidad internacional le falta muy poco por convencerse.

Con gran angustia pero mucha fe, vivo la agonía de mi patria desde mi particular cárcel del exilio, oro con devoción para que nuestros niños tengan una patria llena de oportunidades y bienestar. Apoyo los esfuerzos democráticos y colaboro con lo único que tengo, MI PLUMA Y MI PALABRA

José Gregorio Briceño Torrealba

“El Gato” Briceño

Twitter @josegbricenot

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Opinión

La guerra de Ucrania

Publicado

on

guerra de ucrania
Compartir

Por: Cora Paez de Topel

Quienes seguimos las noticias internacionales día a día, lo que está pasando en el mundo más allá de nuestras fronteras, visto a través de los medios de comunicación, la televisión, el internet, no podemos menos de estar pendientes de lo que está sucediendo en Ucrania tras la invasión por parte de Rusia de ese país,  poco nombrado por nosotros hasta ahora desde que comenzó la guerra el 24 de Febrero pasado,  cuando la tragedia que aflige a su población  acapara la atención mundial, puesto que las imágenes de las ciudades, pueblos y  edificios destruídos por los misiles y bombas lanzados desde el espacio aéreo, arrasando con todo lo que encuentren a su paso,  son desgarradoras, con la mira puesta en la capital Kiev.

Seis millones de refugiados han dejado el país huyendo de la guerra, dejando sus casas y todas sus pertenencias para buscar asilo en otros países, generalmente fronterizos, en los que destaca Polonia por la buena acogida que les ha brindado a los ucranianos que  tratan de salvar sus vidas y las de sus hijos, cargando consigo el equipaje más elemental.   Otros  van para Alemania y muchos incluso se dirigen hacia América del Norte.    Miles de desplazados pasan semanas enteras escondidos  en los bunker, con muy poca alimentación y una sensación de angustia y dolor, al no saber cuando acabará ese terrible atropello, llorando la pérdida de sus bienes materiales y de sus seres queridos.

Destaca en todo este drama humano la valiente actitud del  presidente  Volodomir Zelensky  y de los soldados ucranianos, al igual que los cientos de miles de ciudadanos que no han bajado la guardia ante las agresiones del ejército ruso, dirigido por el presidente Wladimir Putin, quien inició esa mortífera guerra en procura de apoderarse de Ucrania, apoyado por el Jefe de la Diplomacia rusa Serguei Lavrov, esgrimiendo una excusa tan absurda como acabar con el nazismo, descartando el hecho que Zelensky es judío, lector de la Biblia, al igual que la mayoría de los ucranianos que son cristianos ortodoxos y humanitarios,  por lo que rechazan el antisemitismo de una manera contundente.

Lo que Wladimir Putin está ejecutando en Ucrania es un crimen de lesa humanidad, producto de la apetencia intervencionista similar a la vivida en la época del comunismo en  la Unión Soviética,  para expandir su poder militarista contra un país libre y soberano, que después de la caída del Muro de Berlín en el año 1989, logró su independencia y gobierno propio.  A semejanza de Joseph  Stalin,  Wladimir Putin es un político opresor del estado militarista,  dictador que no acepta a los líderes de la oposición,  que cuando se acerca la fecha de las elecciones los envía a la cárcel, tal como sucedió con  Aleksei Navalni, quien fue envenenado y continúa tras las rejas.

Los países de la Unión Europea apoyan la democracia ejercida en Ucrania por Zelensky, al igual que lo hace el Reino Unido, Canadá y los Estados Unidos, en tanto la China y su régimen comunista, al igual que Corea del Norte,  mantienen  una posición neutral.  El poder la OTAN se ejerce desde la esfera atlántica procurando la paz en el planeta tierra,  conociendo los riesgos de desatar la III Guerra Mundial.  Es aleccionador ver como los   principales líderes  de los países democráticos han roto relaciones económicas y políticas con la Rusia dominada por Putin, como una forma de sancionar su política intervencionista.   La reciente noticia de que tanto Finlandia como Suecia, que estaban renuentes a incorporarse a la OTAN,  ahora decidieron hacerlo para fortalecer la ayuda militar en caso de una invasión.

Ucrania posee importantes yacimietos de hierro y grandes instalaciones hidroeléctricas.  Es una región agrícola e industrial, productora de trigo, carbón y acero.  La guerra desatada en su territorio repercute en la economía mundial que ya de por sí estaba azotada por la pandemia del Coronavirus, empobreciendo aún más a muchos desplazados en una época de tantas convulsiones políticas, sociales y económicas.  La ayuda prestada a ese país por parte de los Estados Unidos, Canadá  y la Unión Europea,  para combatir a un agresor tan poderoso como  Rusia,  ha demostrado que en la unión está la fuerza, por lo que Wladimir Putín  tarde o temprano se verá obligado a retirarse.

Seguiremos pendientes de las noticias internacionales en la era de la globalización, cuando lo que pasa en otros lugares, por muy lejanos que sean, nos afectan a todos.  Ucrania se resiste a ser intervenida por Rusia que, al  pretender dividirla la debilitaría,  haciéndole perder su soberanía.  En tanto la guerra continúa, la tensión mundial está puesta en la Europa Oriental.

Otros Artículos: La casa celis joya colonial y museo de antropología e historia

Seguir Leyendo

Suscríbete a nuestro boletín

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído

Copyright © 2017 Agencia Carabobeña de Noticias c.a.