militar en su terreno cuando se iniciaron las gestiones de Zapatero
Connect with us

Opinión

El terreno militar

Publicado

on

intervención - acn
Compartir
  • 4
    Shares

El terreno militar: Por Leopoldo Puchi.- Para mayo de 2016, cuando se iniciaron las gestiones de Rodríguez Zapatero, estaban dadas las condiciones para la firma de un acuerdo de alternancia y cohabitación de corto y largo plazo. Había un equilibrio de fuerzas, la oposición venía de un éxito electoral y había tomado las riendas de la Asamblea Nacional. Más tarde, las circunstancias fueron cambiando. Se apostó a una violencia de calle que resultó derrotada, lo que trajo como consecuencia la perdida de la capacidad de convocar y movilizar a los electores por parte de los partidos de la Mud. La ocasión de un entendimiento de largo aliento se había perdido.

En Republicana Dominicana ya no estaba sobre la mesa la posibilidad de un acuerdo de largo alcance, sino que las conversaciones se limitaban a condiciones de regularización de la lucha por el poder. Un asunto que tiene su valor, pero que es distinto a un compromiso de fondo en el que se creara una institucionalidad compartida y un sistema de partidos estable, independientemente de quién ganase en los procesos electorales. La firma del acuerdo de Henri Falcón y el Gobierno tiene su mérito, pero no es un sucedáneo, porque no se ha establecido entre las fuerzas políticas y sociales en conflicto.

El caso es que ahora estamos frente a una situación en la que la debilidad de la oposición en el frente electoral, por la inclinación abstencionista de los electores, ha conducido a que la lucha por el poder se desplace hacia el territorio inhóspito y peligroso del campo militar o hacia el accionar de factores extranjeros que hacen parte del arco de fuerzas en pugna. La oposición interna no luce en condiciones de influir de manera decisiva en la evolución de los acontecimientos: ni en el plano electoral, pues está fracturada, sin una candidatura unitaria y con poca disposición de los electores a acudir a votar; ni en el plano de la insurgencia de calle, como lo indican las convocatorias recientes a movilizaciones.

En este cuadro se inscriben los lineamientos trazados al inicio de su gira latinoamericana por el ahora ex secretario de Estado estadounidenses  Rex Tillerson, quien expresó en rueda de prensa: “En la historia de Venezuela y otros países sudamericanos, muchas veces el ejército es el agente del cambio cuando las cosas están tan mal y el liderazgo ya no puede servir a la gente”. Desde esta óptica, en la que entran en escena las armas, habría que prestar atención al reforzamiento de esta visión que pudiera tener lugar con las designaciones a posiciones clave en la política exterior de Estados Unidos de autoridades formadas en el mundo militar o en los servicios de inteligencia, como es el caso de Mike Pompeo y de Kimberly Breir, la nueva subsecretaria de Estado para el hemisferio occidental.

Las recientes detenciones de oficiales de la Fanb se inscriben en este desplazamiento de la lucha desde la esfera política o electoral hacia el campo más crudo, la instancia última del poder: las armas. Esperemos que no sea allí donde se decida el futuro de Venezuela.

No deje de leer: Maduro inscribe candidatura a la reelección en medio de polémica electoral

Opinión

Los frágiles acuerdos de Oslo y La Habana

Publicado

on

Opresión y represión - acn
Compartir

Los frágiles acuerdos de Oslo y La Habana: Por Cora Páez de Topel.- Las FARC anuncian retomar  las armas:  El video difundido en Venezuela a través de las redes sociales  por el líder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia  (FARC),   Iván Márquez,  el  pasado 29 de Agosto acompañado por una docena de guerrilleros armados con fusiles,  activó las señales de alarma de los gobiernos de Colombia y Venezuela, presididos sendos países por Iván Duque, del partido Frente Democrático  y por el presidente encargado Juan Guaidò, comprometidos ambos dirigentes en restaurar la paz y hacer respetar las leyes  como garantía de estabilidad política, económica y  social.  Señalan a Nicolás Maduro y a su grupo de usurpadores del poder de prestarle apoyo a esta guerrilla, al igual que al ELN que como es sabido opera desde territorio venezolano.

Juan Guaidò,  al conocerse el anuncio de Ivàn Màrquez, informó que instruyò al recién delegado  Comisionado Presidencial para Relaciones Exteriores, Julio Borges, para que se reùna con el Canciller de Colombia, Carlos Holmes Trujillo, a fin de evaluar acciones conjuntas de gobierno.  De igual manera, le manifestó al presidente de Colombia  el respaldo en la lucha armada que ha emprendido contra el terrorismo, que afecta a ambas naciones.  Diseñar estrategias políticas y acordar ideas para negociar una salida política. Colombia ha sido un gran apoyo en las difíciles circunstancias actuales  de Venezuela, al acoger a miles de refugiados que atraviesan la frontera terrestre de 2.200 kilòmetros entre ambos países en busca de trabajo y de mejores condiciones de vida.

Las FARC es el grupo guerrillero màs temible que ha conmocionado a Colombia en las últimas décadas, por lo que el anuncio de Ivan Marquez  de retomar la lucha  armada es una prueba de la frágil implementación  de los acuerdos que tuvieron lugar en Oslo y en la Habana,  expresado por el ex – presidente Alvaro Uribe tras la firma de la paz en Noviembre del 2016,  bajo el gobierno de Juan Manuel Santos.  En el plesbicito convocado en Colombia tras la firma de los acuerdos,  ganó el NO, significando que la mayoría de la poblaciòn no aprobó la falta de sanciones a los guerrilleros culpables de crímenes de guerra, narcotráfico y desalojo de millones de campesinos de sus tierras.

Los acuerdos de paz firmados en el 2016, no obstante, lograron la incorporación de unos 10.000 guerrilleros a la vida civil y quienes acordaron  dejar las armas, entre ellos Rodrigo Londoño, alias Timochenko,  dejaron a un lado las FARC para formar con esas mismas  siglas el partido político FUERZA ALTERNATIVA REVOLUCIONARIA del COMUN.

Què significa para Iván Márquez, Jesùs Santrich y el Paisa volver a las armas y  una nueva Constituyente,  al afirmar en el video difundido en territorio venezolano que el gobierno de Colombia traicionò los acuerdos de paz?   Serà que ellos pretenden que el país vecino derive hacia el castrocomunismo impulsado desde La Habana, tal como ha sucedido en Venezuela.  Que distinto sería que el grupo con fusiles encabezados por Marquez anunciaran, en lugar de revolución armada, llevar útiles escolares, abrir màs escuelas, cooperar con la superación de la pobreza en Colombia y en Venezuela.

La Asamblea Nacional Constituyente en Venezuela sólo ha servido para promover lo contrario a  lo establecido en la Constitucion Nacional, cual es la defensa de la ley en todo su articulado.

Rochester, Septiembre del 2019.

Seguir Leyendo

Candy Crazy

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído