Mediocridad, hipocresía, doble cara de la política | ACN
Connect with us

Opinión

Mediocridad, hipocresía, doble cara de la política

Publicado

on

Compartir

Mediocridad, hipocresía, doble cara de la política: Por Eduardo Hurtado.- Ante un posible cambio de gobierno que aún no se ve con mucha claridad a pesar del slogan “Vamos Bien”, el cual está de moda desde enero del 2019, tenemos presente la propuesta del cese de usurpación al que aún no se le ve cuerpo. Todos los venezolanos sentimos que estamos dando de nuevo vueltas en círculos como lo establece la franquicia cubana en sus estrategias. Pensar que Maduro va a dejar el gobierno e iremos a elecciones, y de paso ganaremos, sigue siendo un mito muy alejado de la realidad. Alimentar esperanzas con una estrategia equivocada es más peligroso que no hacer nada al respecto y explico por qué:

El hecho de que Maduro deje el poder no significa que se acabo la tiranía. Los difuntos Fidel, Chávez, Stalin, Kim Jong-il, Néstor Kirchner no significó el fin de sus malos gobiernos, tampoco Manuel Zelaya al ser derrocado logró que Honduras se alejara del narcotráfico. De hecho, hoy día están más fortalecidos porque aprendieron la lección y en su “Business Continuity Plan” mejoraron su estrategia y ahora controlan a las fuerzas armadas de tal manera que siguen en la jugada del tráfico de drogas. El cese de usurpación lo tendrían que hacer con casi 34 grupos de choque o bloques de contención, que son manejados bajo una gerencia en paralelo porque nadie es subordinado de nadie, cada uno trabaja por separado, asi que Maduro es sólo una pieza de todo un sistema.

La ingeniería social ha programado a muchos a ser:

  • Conformistas y mediocres
  • Idolatrar al ser humano
  • Aceptar la presión social (peer pressure)
  • Los conduce bajo la reacción “knee jerk”

Todo esto simplemente mueve las masas según la inteligencia emocional del momento, es decir, no somos objetivos y nos movemos, protestamos, criticamos según el sentimiento que nos pinten los activistas políticos en determinado momento. Es claro que la euforia del primer trimestre del 2019 no es la misma que tenemos hoy día. El peligro de programar a una sociedad para la mediocridad es que se aceptarán nuevos gobernantes que representan lo “menos peor”, se permiten aptos de corrupción de este nuevo liderazgo bajo la justificación de que éstos roban menos dinero que los actuales ladrones que están en el gobierno.

Si educamos a la sociedad para que entienda que esta mediocridad de quitar a un mal gobernante para poner uno nuevo que será «menos corrupto» y aceptar esto no mejorara para nada el futuro de un país. El nuevo corrupto roba menos porque no está en capacidad de hacerlo de manera cómoda pero en el determinado momento le pondrá la mano al tesoro publico y quizás de peor manera porque esta hambriento de poder y riquezas. Esto suena a discurso chavista ¿verdad? Pero no está alejado de la pura verdad y sigo explicando.

Nuestra cultura conformista y mediocre acepta las siguientes conductas:

  • Si el corrupto no es mi amigo: lo odio, lo critico, lo quiero fuera porque esto no contribuye con el futuro del país.
  • Si el corrupto es mi amigo pero no me beneficio de su gestión: lo critico en privado, lo envidio, hablo de su mala gestión y de cómo se olvidó de los amigos y hasta de su familia. Sin embargo, ando en la constante búsqueda de este amigo a ver si me arrimo y me conecta con algún contrato.
  • Pero si el corrupto es mi amigo y me beneficio de su gestión: lo apoyo y quiero que siga en el poder e incluso que siga creciendo políticamente. Esta es la típica aptitud de los enchufados quienes caminan con la frente en alto pero con perfil bajo, viven de la crisis del país y son unos inmorales ladrones con falta de dignidad, valor, entre otros y no merecen respeto alguno.
  • Si el político de oposición ahora tiene una proyección de poder y me puedo ir cuadrando a ver que provecho le saco a esto, entonces estoy en camino a la corrupción.

Como verán, estos comportamientos son los que tienen sumergida en la miseria a Latinoamerica, como dice el Sr. Daniel Lara Farias «con mi corrupto no te metas». Yo tengo una frase parecida que dice «mi corrupto favorito» porque muchos se molestan cuando les critican a sus miembros del partido político simplemente porque como son sus amigos ellos si pueden robar o deberíamos tolerar que unos roben y otros no. Debemos entender que ningún corrupto es bueno, sea de cualquier partido político, la corrupción no se vacuna ni se cura con algún remedio, un corrupto no va a mejorar con el tiempo, tampoco hay corruptos ligeros o medio corruptos porque al igual que un criminal no existen narcotraficantes buenos y malos, tampoco asesinos buenos y malos por el simple hecho de que sean amigos.

Otras frases comunes que se escuchan son:

  • Al menos éste robó menos que los que están en el gobierno.
  • Al menos éste roba y hace.
  • Que robe, pero que haga algo por el país, estado o su gente.
  • Que robe y deje robar.

Cometer un delito debe tener sus sanciones y un pueblo que acepte estos hechos es mediocre en cualquier lado en que se ubique su afiliación política, es decir, si usted es chavista ya usted es mediocre por todo lo que sabemos que han hecho, pero si usted es opositor y usted se está cuadrando a ver como chupa del nuevo gobierno, acepta que su político de moda robe y usted no hace nada al respecto, y al contrario lo protege y lo justifica entonces usted también es un mediocre y por personas como éstas jamás tendremos el país que necesitamos los venezolanos dignos y honestos. Usted básicamente es un chavista en estado de negación pero vestido de opositor porque está haciendo lo mismo que critica del tirano.

Culturalmente no hemos terminado de entender la naturaleza del problema, y el país a pesar de que cambie el protagonismo político seguirá sumergido en la miseria porque no estaremos derrotando una dictadura sino cambiándola de ladrones. El gran fraude que está de moda es la ayuda humanitaria en Colombia que ha dejado un mal sabor a muchos venezolanos porque aquellos que piden confianza simplemente no han tenido transparencia y han quedado mal parados ellos mismos, perdiendo la credibilidad de sus seguidores y por consiguiente el tirano se sienta a ver los toros desde la barrera y le saca filo político al momento metiendo aun más el dedo en la llaga.

¿Y de quien es la culpa?

  • De los que reenvían los mensajes denunciando el hecho delictivo? o
  • De los ladrones que han jugado con la salud del desvalido ciudadano?

Muchos preguntan por qué no se critica al gobierno:

  • Bueno, porque a esta tiranía ya la conocemos al pie de la letra, no hay que hacer esfuerzo para desenmascararlos.

¿Por qué se critica a la oposición?

  • Porque simplemente nos negamos a la mediocridad, nos negamos a cambiar de ladrones, porque queremos un mejor país y no unos amigos ladrones, porque estamos acostumbrados a ganarnos el dinero con nuestro trabajo de manera honesta, porque disfrutamos caminar por la calle sin ser señalados por los demás, porque queremos que nuestros hijos se enorgullezcan de nosotros al darles el mejor ejemplo como herencia, porque deseamos que nuestro país sea el mejor del continente, porque no aceptamos los actos de corrupción como excusa, porque no queremos que un enchufado nos ayude a cambio de nuestra amistad, porque preferimos ser clase media con integridad y honor a vivir llenos de lujos y enfermos de ego escondiéndonos de todos bajo un falso perfil, porque no somos chupa medias o jalabolas ni jamás lo seremos.

Como servidores públicos queremos defender al engañado y ciego venezolano que cree en falsos profetas que se venden como perfil bajo, y son tan corruptos como los del gobierno y son tan cómplices de este virus socialistas de los Castros. Deseamos crecer como cultura y no ser conformistas. Por último sabemos que podemos ser mejores. Tenemos confianza que el venezolano desea un mejor país y estamos en la capacidad de lograrlo siempre y cuando entendamos la naturaleza del problema, porque tenemos el talento para lograrlo, porque tenemos mucha gente buena y preparada y que quieren hacerlo bien y no a medias. ¿Ahora entiende usted porque somos tan críticos de todo lo malo que pasa en Venezuela?

El fracaso de Irak, Afganistán, Siria no fue la intervención militar, ésta fue un éxito estratégico y táctico en todo momento, el fracaso fue la mentalidad y la cultura de sus ciudadanos que no supieron como volver a la normalidad porque simplemente habían quitado a los principales tiranos del poder y subieron a un “menos peor” para que gobernara igual o peor, en definitiva, siguieron siendo mediocres.

Si usted acepta a un “menos peor” como líder, usted ciudadano, ha sido programado para ser mediocre, hipócrita y doble cara. La ingeniería social nos hace aceptar la única opción contra la tiranía, pero aún no sabemos si esa única opción es el plan B del tirano en su dictadura científica, por eso es que hay que ser duro, no tener contemplación en la crítica y debemos auditarlos en cada paso que dan, para asegurarnos que no son parte del problema y nos están llevando al matadero en lo que yo llamo “cierre de ciclo de adoctrinamiento”. Estamos apostando a que Maduro sale, vamos a elecciones y gana Guaidó o quien lo represente. ¿Pero qué pasaría si vuelve a ganar el chavismo? ¿Nos calamos otros 20 años? Por eso no debemos aceptar al “menos peor” sino al mejor.

Y no salgan con que hay que tener fe porque si usted no tiene un plan B,C,D, …., Z para una dictadura científica usted ya está simplemente derrotado.

Eduardo Hurtado @SoyEduardoHurtado – Estratega Amigos Y La Zona AYLZ

No deje de leer: España limita política de Leopoldo Lopez en su embajada

Opinión

¡Jaque a la existencia!

Publicado

on

cambios hormonales cuarentena
Compartir

Jaque a la existencia: Por Leonardo Morales.- Venezuela no la tiene fácil para enfrentar la emergencia sanitaria internacional que ha sido denominada como Covid-19.  Desde China el coronavirus viene sacudiendo naciones enteras;  dejando un saldo lamentable de vidas.  El drama de Italia que parece extenderse a España y a otros países europeos;  ponen de relieve el reto que tiene la comunidad científica de conseguir una vacuna;  que pueda, en corto plazo, bajar la letalidad y el número de contagios;  que hasta ahora se ha observado.

La responsabilidad de los gobiernos

Mientras la comunidad científica y los grandes laboratorios hacen su trabajo;  el liderazgo político tiene una enorme responsabilidad;  por un lado, adoptar medidas para que, una vez superada la emergencia sanitaria internacional;  la vida económica, que evidentemente terminará seriamente afectada;  pueda recuperarse para ofrecer bienestar colectivo.  Por el otro, están en la obligación de conducir las acciones de acuerdo a las recomendaciones;  de organizaciones multilaterales como la Organización Mundial de la Salud;  para evitar la propagación exponencial del virus.  Así como la acción cooperativa entre distintos actores internacionales es indispensable;  también tiene su correlato en la necesaria concertación de los actores fundamentales de una nación;  gobierno y demás poderes, organizaciones políticas, sociedad civil y los distintos gremios.

Desde hace bastante tiempo, quizá demasiado;  Venezuela es un país dislocado, inmerso en una lucha por el poder;  unos por quererlo y otros por mantenerlo.  En todo ese tiempo las instituciones se han debilitado sensiblemente dejando al ciudadano indefenso.  En la actual emergencia nadie está a salvo.  Todos, cada venezolano puede ser afectado por la pandemia;  bien por infección o por la escasa capacidad de sobrevivir a las medidas necesarias para impedir su expansión: cuarentena, aislamiento social, acceso a bienes esenciales, etc.

La profundadebilidad del sistema sanitario

En ese proceso de dislocamiento institucional, el sistema sanitario nacional revela una profunda debilidad para poder atender los requerimientos que exigirían los ciudadanos a la hora de ser infectados por el virus. Es una realidad inocultable, aun cuando el gobierno pretenda hacer ver lo contrario. La presencia de personal cubano y de cualquier otra nación pone de relieve la verruga frente a todos.

No es posible edificar una nueva nación sobre las cenizas. Si esperamos por eso no quedará nadie que coloque la primera piedra de la nueva nación. El mundo, no un país ni una nación, ha entendido que solo a partir de la cooperación y de acuerdos multilaterales será posible enfrentar con éxito la emergencia sanitaria internacional. Con las debilidades institucionales y financieras de Venezuela será inviable superar la amenaza que nos acecha con el devenir de los días.

La guerrilla filipina hizo un alto al fuego. La ONU pide un alto al fuego en el mundo. Todos buscan unir esfuerzos frente al enemigo común: el Covid-19. Voces sensatas se dejan oír por estos días: Ricardo Cussano, presidente de Fedecámaras ofrece un plan para enfrentar la crisis del ahora y del más tarde. Henri Falcón convoca al acuerdo nacional. Henrique Capriles muestra su preocupación y hace lo propio. Los alcaldes mirandinos del Área Metropolitana, junto al gobernador Héctor Rodríguez, unifican esfuerzos y cooperan por encima de las diferencias.

No son tiempos de mostrarse solo ante los partidarios, de andar exponiendo cuan incisivo se puede ser frente al adversario, sino de exhibirle al gran país un liderazgo político dispuesto a enfrentar lo intangible, lo no visible, para evitar que el jaque se convierta en mate.

ACN/Amigos Y La Zona  – [email protected]

No deje de leer: Venezuela presentó segunda muerte por COVID-19

Seguir Leyendo

Clx Latin

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído