Evo Morales se reunió con Nicolás Maduro tras visitar a presidente cubano
Connect with us

Política

Evo Morales de Cuba «saltó» a Venezuela para reunirse con Maduro

Publicado

on

Evo Morales visitó a Nicolás Maduro - noticiacn
Evo Morales junto a Nicolas Maduro en Caracas. (Foto: @NicolasMaduro)
Compartir

El expresidente boliviano Evo Morales se reunió con Nicolás Maduro, este viernes 10 de septiembre en Caracas; día después de que visitara al jefe de Estado cubano, Miguel Díaz-Canel, en La Habana.

«En la tarde de hoy, 10 de septiembre, recibí la grata visita del jefe indio del sur, Evo Morales Ayma. Sus palabras siempre llevan la carga histórica de las luchas de nuestros pueblos ancestrales, y nos reafirma el compromiso de las luchas que están por venir ¡Gracias Evo!»; escribió el mandatario Nicolás Maduro en su cuenta de Twitter.

Un día antes, Morales se reunió con el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, y le expresó su apoyo y solidaridad al pueblo de la isla; según medios estatales.

Díaz-Canel debatió sobre la situación regional e internacional con el líder del Movimiento al Socialismo-Instrumento Político por la Soberanía de los Pueblos (MAS-IPSP) del país andino; según los medios oficialistas cubanos.

Evo Morales se reunió con Nicolás Maduro

Morales estuvo en junio pasado en Venezuela, donde participó en los actos de conmemoración del bicentenario de la Batalla de Carabobo; clave en la independencia del país.

El exmandatario boliviano es uno de los mayores aliados de Maduro y mostró su apoyo en uno de los peores momentos del jefe de Estado venezolano en febrero de 2019; apenas unos días después de que el líder opositor Juan Guaidó se proclamara presidente interino de Venezuela.

Entonces, Morales realizó una visita sorpresa a Caracas en la que escenificó su apoyo a Maduro cuando comenzó una cadena de reconocimientos internacionales a Guaidó.

Tras la renuncia de Morales a la Presidencia en noviembre de 2019, en medio de una crisis; Maduro retiró las credenciales de los agregados militares de Bolivia en Venezuela y les dio como plazo 72 horas para que abandonaran el país.

Poco después de asumir el cargo como mandataria interina de Bolivia en sustitución de Morales, Jeanine Áñez rompió relaciones con la Administración de Nicolás Maduro y reconoció como presidente encargado a Juan Guaidó.

Sin embargo, la vuelta del Movimiento al Socialismo (MAS), de Evo Morales, al poder con el triunfo electoral de Luis Arce en octubre de 2020 supuso también un viraje en las relaciones exteriores bolivianas y la reanudación de las suspendidas por el Ejecutivo interino, entre ellas con Venezuela.

ACN/MAS/Agencias

No deje de leer: MUD Carabobo tiene sus 15 candidatos para elecciones del 21-N

Infórmate al instante únete a nuestro canal de Telegram NoticiasACN

Política

Gobierno aceptó sentarse de nuevo en México tras «mea culpa» de Noruega

Publicado

on

Gobierno aceptó sentarse de nuevo - noticiacn
Jorge Rodríguez, jefe de la delegación del Gobierno en la mesa de diálogo en México. (@planwac)
Compartir

La delegación del Gobierno aceptó sentarse de nuevo ayer con la oposición después de que Noruega; árbitro en las negociaciones, rectificara las críticas vertidas en la ONU y reafirmara su «imparcialidad» en el proceso.

El representante del equipo noruego, Dag Nylander, lamentó ante la prensa que «la confianza» en su papel se hubiera visto afectada por las palabras de la primera ministra de su país, Erna Solberg; quien expresó en la Asamblea General de Naciones Unidas preocupación por los derechos humanos en Venezuela.

Por ello, Nylander reafirmó desde el hotel de Ciudad de México que alberga las conversaciones la «estricta imparcialidad con las partes»; además reconoció «los resultados alcanzados en las rondas previas».

Tras sus palabras, compareció el representante de la delegación chavista y presidente de la Asamblea Naciona (AN), Jorge Rodríguez, quien dio «por superada» esta crisis, por lo que las conversaciones proseguirán hasta el lunes como estaba previsto.

«Estábamos a la espera de que esta situación pudiera ser subsanada a los efectos de reanudar el proceso», dijo Rodríguez acompañado de su equipo.

Gobierno aceptó sentarse de nuevo

Gobierno aceptó sentarse de nuevo. La delegación chavista llegó a México el sábado por la tarde después de haber plantado el día anterior a la oposición; que esperaba iniciar la tercera ronda de contactos el mismo viernes.

Jorge Rodríguez llegó solo al hotel y el resto de la comitiva se sumó unas horas después; eue el representante de la delegación opositora, Gerardo Blyde, quien informó el viernes por la noche a través de un comunicado que los chavistas no habían acudido a la reunión.

A pesar de dicha ausencia, Blyde ratificó «el «compromiso» de la opositora Plataforma Unitaria de Venezuela de «continuar la negociación sobre la agenda acordada».

Rodríguez respondió que quedó «sorprendido»; por el comunicado de la oposición ya que habían mantenido «reuniones de trabajo en Caracas».

Lo cierto es que la delegación del Gobierno no había informado públicamente sobre los motivos de su ausencia y se barajaban muchos motivos.

La vicepresidenta ejecutiva de Venezuela, Delcy Rodríguez, había arremetido en redes contra el embajador de EE.UU. en el país, James Story; a quien acusó de dar órdenes a la oposición «sobre qué hacer en la mesa de diálogo».

Además, el ambiente se había enrarecido después de que el Gobierno venezolano anunciara por sorpresa el nombramiento del empresario colombiano Alex Saab como miembro de su delegación, pese a estar preso en Cabo Verde, a la espera de si es extraditado a Estados Unidos.

La delegación chavista aterrizó este sábado en México con pancartas con el rostro de Saab; que exigían su liberación.

«Nuevamente llega a México nuestra delegación, para continuar la jornada de Diálogo con las oposiciones venezolanas. En un proceso de conversación y debates, del que esperamos nuevos acuerdos y resultados positivos para el pueblo de Venezuela»: expresó Nicolás Maduro en redes.

Primer contratiempo

En esta tercera ronda de contactos se escenificó el primer contratiempo que experimentan los diálogos; desde que arrancaron el pasado 13 de agosto en el Museo Nacional de Antropología de México.

Ese día, el oficialismo y la oposición firmaron un memorando con siete puntos a tratar: derechos políticos; un cronograma electoral con garantías; respeto al estado de Derecho; el levantamiento de sanciones; la renuncia a la violencia; medidas de protección social y garantías de implementación de lo acordado.

Aunque las conversaciones iniciales se alargaron hasta el 15 de agosto, no fue hasta la segunda ronda de contactos, entre el 3 y el 6 de septiembre, que se cerraron los primeros acuerdos.

En ese encuentro pactaron reivindicar de manera conjunta la soberanía venezolana sobre la Guayana Esequiba; una zona de 159.500 kilómetros cuadrados, rica en recursos entre Venezuela y Guyana, que ha sido centro de una pugna entre los dos países por casi dos siglos.

El segundo fue un «acuerdo parcial para la protección social del pueblo»; a fin de que el Gobierno de Maduro pueda recuperar activos congelados en el extranjero.

En días pasados, el alto representante de la Unión Europea (UE), Josep Borrell, confió en que el diálogo continúe «de buena fe»; mientras el presidente colombiano, Iván Duque, pidió ante la ONU no ser «ingenuos» ante el alcance y resultados de las negociaciones.

ACN/MAS/EFE

No deje de leer: Scarano es el candidato unitario en Carabobo

Infórmate al instante únete a nuestro canal de Telegram NoticiasACN

Seguir Leyendo

Suscríbete a nuestro boletín

Facebook

Carabobo

Sucesos

Lo más leído

Copyright © 2017 Agencia Carabobeña de Noticias c.a.